Pages Navigation Menu

Todo sobre el sector del juego online en España

La recaudación del juego en Canarias se desploma

La recaudación del juego en Canarias se desploma

La situación de los casinos, casi todos en números rojos, resalta la falta de idoneidad de hacer aflorar ‘mini casinos’ en hoteles
Galería. La recaudación del sector del juego en las islas Canarias se ha desplomado un 40 por ciento desde que comenzó la crisis económica en 2008, lo que ha reducido los ingresos que el Ejecutivo canario se embolsa por este concepto en 41,3 millones de euros en apenas cuatro años.

Y es que las tasas sobre el sector del juego han caído velozmente desde los 111,8 millones de euros del 2008 hasta los 70,48 millones de euros de los últimos datos disponibles, los de 2012, según consta en los desgloses de ingresos consolidados en manos del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas a los que ha tenido acceso Europa Press.

El primer año que el sector del juego notó la crisis económica –si tomamos como referencia del volumen de actividades los impuestos recaudados– fue 2009, con una caída que rozó el 5 por ciento. Los descensos que siguieron a continuación fueron de manera general de dos cifras y superando el 20 por ciento.

En concreto, 2010 registró un descenso del 21,9 por ciento en la recogida de tasas y, aunque 2011 se comportó algo mejor, rápidamente le siguió otro gran descenso del 20 por ciento en el pasado ejercicio 2012.

Fuentes del sector del juego en Canarias, consultadas por Europa Press, han ratificado el mal momento que pasa el juego en las islas, aquejado de varios males, como el juego ilegal y la impunidad de los locales de apuestas deportivas a pie de calle, pero también por el creciente éxito del juego ‘online’.

LOS CASINOS EN POSITIVO EN TODA CANARIAS SE CUENTAN “CON UNA MANO”

Así, explican, por ejemplo, que se “cuentan con una mano” los casinos con cifras en positivo, algo que pone en cuestión la idoneidad de iniciativas impulsadas por el sector hotelero, que aspira a cambiar el régimen regulador para acoger ‘mini casinos’ en los propios recintos hoteleros.

El presidente de Ashotel, Jorge Marichal, abogó este verano por la liberación de los casinos en las islas para que los hoteles que quieran puedan abrir una sala de juegos en sus instalaciones, algo que para el sector del juego sólo arroja un “absoluto desconocimiento de Marichal de lo que está hablando”.

Para los casinos canarios, la irrupción del modelo de ‘mini casinos’ en Canarias “sólo terminaría de dar la puntilla” a un sector ya muy perjudicado.

LOS ‘MINI CASINOS’ TRAERÍAN “MENOS CONTROL Y MENOS RECAUDACIÓN”

Un cambio regulatorio de esa magnitud conduciría hacia un menor control público de un sector tan sensible como es el juego, así como a la pérdida de los más de 3.500 puestos de trabajo que casinos, bingos y salas recreativas representan en el archipiélago.

El sector lo ve claro: si el Gobierno de Canarias cede ante los hoteles, el resultado es que la recaudación tenderá a cero, porque los ‘mini casinos’ en los hoteles fracasarán y cerrarán, pero se habrán llevado por delante a los actores del sector, ahora en dificultades, pero ya consolidados.

Fuente:Universo Canario