Pages Navigation Menu

Todo sobre el sector del juego online en España

Los bonos y puntos de fidelización se mantienen

Los bonos y puntos de fidelización se mantienen

La Comisión Mixta (Congreso-Senado) para el Estudio del Problema de las Drogas ha rechazado este martes una propuesta del PSOE que planteaba al Gobierno que se eliminasen técnicas específicas de inducción al juego ‘on line’, como los premios, bonos y puntos de fidelización, para conseguir un juego responsable y evitar un consumo excesivo, además de posibles adicciones.

Se trata de una iniciativa que ha sido registrada por las diputadas del PSOE Puerto Gallego y Gracia Fernández, en la que se instaba también al Ejecutivo a establecer límites estrictos del gasto, así como la prohibición de cheques o cualquier forma de préstamo para evitar adicciones; todo ello dentro de una Estrategia del Juego Responsable. Ha sido rechazada con los votos del Grupo Popular, mayoritario en ambas Cámaras.

Esta iniciativa quería promover a su vez la eliminación del uso de técnicas de inducción al juego especialmente en la población más vulnerable, además de la puesta en funcionamiento de medidas activas para reducir la frecuencia de juego. “Algunas de esas medidas tienen en cuenta el uso de tarjetas inteligentes, reducción de la disponibilidad del juego”, agregaban las socialistas.

Asimismo, querían que se hicieran efectivos los límites de acceso al juego a través de páginas web, especialmente a colectivos más vulnerables, mediante requisitos como la identificación fehaciente, o que se favoreciera el que cualquier jugador pueda autoexcluirse en cualquier momento, haciendo que fuese “muy sencillo” la autoprohibición y siendo exigente en los trámites para poder volver a jugar.

Finalmente, planteaba a los grupos del Congreso y del Senado la eliminación del ofrecimiento de bono en el póquer ‘on line’ ya que, según explicaba el PSOE, estos bonos representan una práctica habitual por parte de algunas empresas del sector, al ofrecer una cantidad de dinero con la que poder iniciarse en el juego, con el objetivo de que los jugadores inexpertos tengan la oportunidad de aprender a manejarse en una actividad que “difícilmente” llevarían a cabo, debido al elevado coste que supone a los iniciados.

Con ello, las socialistas precisan que, en el caso del póquer, se utiliza esta técnica no con un interés educativo o clínico, sino de marketing, es decir, para inducir y consolidar una conducta de consumo en una población que difícilmente llegaría a adquirir este hábito a través de las fórmulas publicitarias convencionales.

Es más, recuerdan que la ludopatía está categorizada como un trastorno adictivo, al igual que el alcoholismo, el tabaquismo o la adicción a la heroína.

“El Juego Responsable es un término acuñado para describir un conjunto de estrategias que tienen como finalidad el minimizar los riesgos del juego excesivo. Con ello se pretende fomentar pautas apropiadas de juego, lo cual exige poner en marcha de forma activa las necesarias acciones de prevención, no solamente por el propio jugador, sino también por parte del sector y la Administración”, defiende la iniciativa.

Fuente: Europa Press