Pages Navigation Menu

Todo sobre el sector del juego online en España

Los menores pasan más de tres horas en Internet sin control de los padres

Los menores pasan más de tres horas en Internet sin control de los padres

El uso de Internet y las redes sociales se ha democratizado casi plenamente entre los jóvenes gallegos de entre 12 y 17 años. El 90,7 % de ellos dispone de teléfono móvil, el 89,2 % es usuario de Whatsapp, la mensajería en línea que utilizan para interactuar con sus amistades y, en la mayoría de los casos, sin ningún tipo de control de los padres, asumiendo así riesgos que pueden derivar en prácticas de acoso como el bullying o el sexting.

¿Qué busca un adolescente en Internet?
Según la encuesta realizada en Galicia, tres de cada cuatro jóvenes se conecta a la Red para mensajearse con su círculo de amistades, aunque otro 66 % lo hace para interactuar en las redes sociales. El 52,5 % reconoce usar Internet para buscar información para sus estudios, un 34,4% se conecta a juegos online, el 7,3 % visita páginas pornográficas y un 3,3 %, portales de apuestas.

¿Cuánto tiempo están «enganchados» a la Red?
Varía entre los días de semana y los fines de semana, cuando tienen más tiempo disponible para navegar. El tiempo promedio de conexión a Internet está situado en las tres horas. De lunes a viernes, el 30,9 % de los jóvenes se conecta entre 1 y 2 horas, mientras que el 27 % lo hace más de tres horas diarias. Los fines de semana aumenta el promedio y hay un 22,9 % de adolescentes que están conectados a la Red más de 5 horas al día.

¿Dónde y cómo acostumbran a conectarse?
Hace tres años, la mayor parte de los adolescentes se conectaba a la Red a través de su ordenador personal, pero el ritmo vertiginoso al que se implantan las nuevas tecnología ha provocado que, ahora, el 81,2 % de los jóvenes se conecte a Internet a través de su teléfono móvil, lo que dificulta el control parental sobre los contenidos. Cuando navegan por la Red en su domicilio, lo más frecuente es que interactúen en un lugar común de la casa, como por ejemplo la sala (72,9%), pero hay un grupo numeroso (63,8 %) que también reconoce todo tipo de facilidades para navegar por Internet en la privacidad de su habitación.

¿Qué tipo de control ejercen los padres sobre los contenidos?
En la mayor parte de los casos, la supervisión parental es limitada o nula. En primer lugar, porque no establecen normas claras para que los menores utilicen Internet en un espacio público de la casa. En segundo lugar, porque los padres propician que el 19 % de los menores, es decir, uno de cada cinco, se haga con un teléfono smartphone entre los 8 y 9 años y, en el tercero, porque el 48,9% de los progenitores no muestra ningún tipo de interés por las páginas web que visitan sus hijos cuando usan las redes sociales o navegan por Internet.

Fuente: La voz de Galicia