Pages Navigation Menu

Todo sobre el sector del juego online en España

Gaming1 será la plataforma de Zamba en Colombia

Gaming1 será la plataforma de Zamba en Colombia

Según su presidente, Rodrigo Afanador, asociado con la multinacional belga Gaming1, la firma empezará a operar esta semana el primer sitio web electrónico de Colombia para entretenimiento y azar. Hace diez días recibió la autorización de Coljuegos.

La marca Zamba, perteneciente al grupo colombiano Vicca (Victoria Casinos), no hace ningún negocio al azar.Por eso, tras analizar el mercado, la familia Afanador, que lleva un cuarto de siglo apostándole a esta actividad, está lista para entrar en la era digital. En efecto, hace diez días recibió la autorización de Coljuegos para operar la primera red de casinos online del país y la tercera en apuestas deportivas vía electrónica.

El negocio en línea, nace tras una alianza con la multinacional belga Gaming1, especializada en casinos y apuestas deportivas, con presencia en 10 países, y que solo invierte en naciones donde este tipo de juegos es legal. Por eso, decidió apostarle a Colombia gracias la aprobación y reglamentación de una ley que regula este tipo de actividades.

De acuerdo con Rodrigo Afanador Carrasco, gerente general de la compañía, zamba.co es un asunto serio. Quienes lo hagan deben registrarse y suministrar información personal, de tal manera que se pueda verificar la procedencia del dinero, las características del apostador y asegurarse de que el usuario conoce plenamente las condiciones en las que realiza la apuesta, tal como lo señala la reglamentación colombiana. La página web dispone de todas las advertencias posibles para los jugadores.

En las reglas figuran aspectos como la necesidad de que el apostador tenga una cuenta blindada con claves personalizadas, y se determine de qué manera se cargará tanto el dinero que juega como el que gana. Zamba.co firmó una alianza con el sistema de pagos electrónicos PayU, con la seguridad de que el manejo del dinero es claro y transparente.

Una vez se ingresa a la página web de los juegos, el usuario selecciona el que desea activar, es decir, casino o apuestas deportivas. En el caso de los deportes, dispone de cientos de opciones. Por ejemplo, puede apostar a que determinado jugador recibirá tarjeta amarilla en ‘X’ o ‘Y’ partido. También puede escoger si eso sucederá en el primero o en el segundo tiempo, e incluso, en qué minuto. En la medida en que la apuesta se vuelve más difícil de acertar, aumenta el dinero a ganar. Eso sucede con cualquier deporte reconocido internacionalmente: fútbol, ciclismo, tenis, automovilismo, boxeo, natación, baloncesto, atletismo, etc. “Aquí lo importante es que sean actividades que ofrezcan resultados reales y transparentes”.

CUENTA CON LÍMITES

Aunque las apuestas no tienen límite, la regulación colombiana establece un monto máximo que se puede cargar a la cuenta del apostador.

Los ganadores reciben allí el dinero que obtienen en su apuesta, y este puede ser retirado en efectivo. “Nosotros nos encargaremos de hacer que el juego online sea los más parecido o mejor, que ir hasta el casino físico”, afirma Rodrigo Afanador, gerente de la empresa.

Entre los límites figura el hecho de que en zamba.co solo pueden apostar los ciudadanos colombianos o los extranjeros con cédula colombiana. El objetivo es concentrar las apuestas desde Colombia y facilitar el control sobre la procedencia de los recursos.

De la misma manera, los límites establecidos por la regulación colombiana, incluyen mecanismos que ayudan a combatir la adicción a los juegos de azar (ludopatía), y evitar la participación de menores de edad o la suplantación de jugadores. La empresa cuenta con un área que asesora a los usuarios con este tipo de problemas, y sobre qué se debe hacer para evitar que esto se convierta en una adicción.

La restricción al acceso de los menores se hace a través de un modelo de verificación en línea con la Registraduría Nacional, para determinar si la persona que se registra es mayor de 18 años y corresponde a quien se está registrando. En este caso se realizan unas preguntas de seguridad que permite hacer un filtro muy riguroso.

CIFRAS

En Colombia, el monto promedio de los apostadores por sesión se calcula entre $25.000 y $35.000. “El premio más alto que hemos pagado nosotros en los casinos, ha sido de $135 millones, en los 25 años que la marca lleva en el mercado, y que tiene presencia en Bogotá, Barranquilla, Santa Marta, Ibagué y Pereira”.

Además, se estima que el tiempo que le dedican a jugar es de aproximadamente dos horas, por sesión.

De acuerdo con Afanador, el negocio de las apuestas online está dirigido hacia el relevo generacional de los jugadores, pues las apuestas de esta clase sed han enfocado siempre hacia personas de edad, jubiladas, que buscan un lugar para entretenerse. “En consecuencia, los actuales visitantes de casinos seguramente no van a optar por la apuesta online. Sin embargo, a partir de ahora, la nueva generación de pensionados tiene más destrezas en el campo tecnológico, y a ellos es que les estamos apuntando”.

El juego línea se convertirá en una fuente de ingresos adicional para el sector salud. Actualmente, los juegos de azar deben girarle a Coljuegos el 15% de los ingresos netos por las apuestas de sus visitantes. Además, la licencia o concesión tiene un costo, que igualmente se gira en favor del Estado.