Pages Navigation Menu

Todo sobre el sector del juego online en España

España cerca del millón de jugadores durante el Mundial

España cerca del millón de jugadores durante el Mundial

El prototipo del postor: varón, de entre 25 y 40 años y de núcleos urbanos, que suele invertir entre diez y quince euros en cada apuesta.

Nos reuníamos en el bar con los amigos, o en el trabajo, y montábamos una porra. Había porras en La Vanguardia, aunque el concepto vale para cualquier empresa. Pensábamos en pesetas. Invertíamos una moneda de cien pesetas, por ejemplo. Alguien anotaba las apuestas a mano, con lápiz y libreta, y el reparto del dinero se resolvía al final del partido. La postura era sencilla. Se trataba de averiguar cuál sería el resultado, sin más. A veces, el ganador compartía el premio.

Hoy apostamos desde casa. Lo hacemos online, sobre múltiples variables y a granel. A miles. Incluso, a millones. Esa cifra, un millón de apostadores online, es la que podría alcanzarse en España durante este Mundial de Fútbol. Al menos, esa es la cifra que baraja la plataforma JuegoESresponsable.org, iniciativa de divulgación de las políticas de responsabilidad del juego online. A través suyo se vehicula el mercado de la apuesta en internet, un mercado relativamente nuevo (su legislación es del 2012) que crece de forma geométrica.

Los operadores han lanzado una campaña: “Las apuestas no sirven para hacerse rico”

–En muy poco tiempo, el mercado ha evolucionado de forma extraordinaria, desde los 250.000 jugadores activos al mes de hace unos pocos años, hasta los 600.000 actuales. Calculamos que durante el Mundial llegaremos al millón –dice Mikel de la Torre, presidente de JDigital, la Asociación Española del Juego Digital.

–¿Esperaban alcanzar esa cifra en tan pocos años?

–La verdad es que sí. La primera semana del Mundial ha generado bastante interés, y ello a pesar de que España ha arrancado con un empate.

–¿Un mal resultado reduce el interés por la apuesta?

–Desde luego. La cifra de postores va asociada a lo que haga España o a aquellos jugadores que generan movimiento aquí. Le pondré un ejemplo. Hasta ahora, las apuestas en la liga francesa eran anecdóticas. Pero la presencia de Neymar en el PSG ha generado mucho más interés entre los apostadores españoles. Ocurre igual con la Portugal de Cristiano Ronaldo, o con la Croacia de un jugador del Barça y otro del Madrid…

El prototipo del postor sigue siendo el mismo: varón, de entre 25 y 40 años y de núcleos urbanos, que suele invertir entre diez y quince euros en cada apuesta.

En el caso del Mundial, solo se añade un elemento. Se trata de un apostador ocasional, un patriotic punter, como se le conoce en Gran Bretaña (un apostador patriótico), que es aquel que aparece cuando juega el combinado nacional.

–Al fin y al cabo, el Mundial de fútbol es el gran hito para los apostadores, por encima de los Juegos Olímpicos –dice Esther Martín-Ortega, responsable de relaciones públicas de Betfair para Iberia y Latinoamérica–. Lo que nosotros procuramos es concienciar al apostador de que las apuestas son un juego, no una manera de hacerse rico. Y así deben tomarse. Una cerveza siempre sienta bien. Muchas cervezas, ya no tanto…

Por ahora, el partido con más postores en el mundo ha sido el Brasil-Suiza. Y en España, el Portugal-España. Esto era evidente.

Fuente: LaVanguardia