Pages Navigation Menu

Todo sobre el sector del juego online en España

Suiza permitirá el juego online y torneos de poker

Suiza permitirá el juego online y torneos de poker

La nueva ley sobre el juego fue aceptada en junio pasado por el 72.9% de los votantes.

Con la nueva ley los casinos suizos que lo deseen podrán ofrecer juego online, tras solicitar una extensión de su concesión. El Consejo Federal decidirá en la primera mitad de 2019 sobre las solicitudes que se presenten.

Las disposiciones que permiten el bloqueo de ofertas no autorizadas, se aplicarán solo a partir del 1 de julio de 2019. Los jugadores que quieran jugar póker o ruleta en un sitio extranjero, serán redirigidos a una página web para advertirles que esa oferta no es legal en Suiza.

Para el póker en línea, una casa de juego puede, bajo ciertas condiciones, colaborar con un operador extranjero de juegos de casino. Este último de tener el permiso de operación en su país y no tener su sede en ninguna jurisdicción establecida en una lista del Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI).

Los jugadores que residen en Suiza deberán jugar a través de su cuenta con el operador helvético. La casa de juego extranjera tendrá que impedir que accedan a su oferta de juego no autorizado en Suiza.

La ley también debe fortalecer la protección contra la adicción al juego. Al igual que las casas de juego, las compañías de lotería tendrán que excluir a los jugadores problemáticos. Se deberá establecer un programa de medidas sociales, pero la nueva ordenanza ya no requiere que los operadores colaboren con una institución especializada en las adiciones.

Los cantones pueden permitir pequeños torneos de póker y evitar loterías y juegos ilegales. El juego con familiares o amigos no requerirá autorización. Pero se ponen condiciones estrictas.

Para cada torneo, cada apuesta inicial no podrá exceder los 200 francos y su suma total será de 20.000 francos. Se prohibirá operar más de cuatro torneos por día y por lugar. Un jugador que participa en varios torneos no puede comprometer inicialmente más de 300 francos en total, y la suma de las apuestas iniciales para todos los torneos se limitará a 30.000 francos.

Además, estos torneos tendrán que llevarse a cabo en un círculo privado con un número pequeño de jugadores. Los juegos ofrecidos en una plataforma operada con fines profesionales o como parte de una oferta automatizada no se considerarán privados.

La normativa también establece apuestas máximas para pequeñas loterías y sorteos. Tras las críticas expresadas en el referendum de junio, el Consejo Federal elevó el techo de 25.000 a 50.000 francos para rifas y de 400.000 a 500.000 francos para juegos pequeños utilizados para financiar eventos.

De acuerdo a la ley, debera evitarse el juego excesivo en línea. Se proporcionan reglas para que la información del jugador permita la identificación temprana de casos en riesgo a través de una alerta automática desde un determinado momento.

Para evitar la manipulación de competiciones deportivas, no se pueden ofrecer apuestas para ciertas competiciones o eventos deportivos. Una nueva plataforma nacional centralizará la información sobre sospechas concretas.

Los casinos en línea serán gravados al igual que las casas de juego tradicionales.

Fuente: www.swissinfo.ch