Pages Navigation Menu

Todo sobre el sector del juego online en España

Luces y sombras del juego online

Luces y sombras del juego online

Hace ya tres años desde que el Gobierno del Partido Popular impulsó una nueva regulación sobre el juego online en España. Se trata de un tiempo suficiente como para hacer una evaluación del estado de salud de esta nueva actividad económica.

La Asociación Española de Juego Digital ha publicado un informe para desglosar todo lo relativo al juego online en nuestro país, un sector que mueve cifras millonarias y que vive inmerso en una batalla dialéctica. Por un lado están quiénes consideran que el juego por internet está hoy bien regulado y goza de la tan necesaria seguridad jurídica. En el otro lado aparecen quiénes estiman que no se pueden poner puertas al campo y que esta área online está excesivamente gravada vía impositiva. Además, ansían la tan reclamada liquidez internacional.

Desde JDIGITAL, su asesor de asuntos públicos, se cree que esta ley ha servido para que el juego haya innovado no solo en términos económicos, sino que además ha sabido encontrar la forma de regular la industria siguiendo parámetros de calidad y seguridad. Es por ello que Miguel Ferrer considera que sería contraproducente que tuviera lugar un retroceso en este ámbito.

En efecto, la regulación del sector en su versión online ha traído un plus de seguridad jurídica y transparencia a un área económica en plena expansión y crecimiento. Esto ha permitido generar confianza, tanto entre los jugadores como entre las empresas. La consecuencia ha sido que el número de operadores que han decidido apostar por el mercado español se ha multiplicado. Aunque es cierto que la industria no ha experimentado el nivel de crecimiento estimado antes de que se implementara la nueva regulación.

La crisis económica está sin duda detrás de ello, ya que ha reducido considerablemente el volumen de dinero que los españoles destinan al ocio. Tampoco ha logrado la industria penetrar en el ideario colectivo de los españoles, que aún ven extraño esta clase de juegos de azar y encima por internet. En España se sigue viendo con mejores ojos otras modalidades de juegos de azar, como la lotería, algo que si forma parte de la idiosincrasia nacional, a diferencia del Reino Unido, donde las apuestas o el poker son parte de la vida diaria de la población. El presidente de JDIGITAL, Sacha Michaud, destaca en la publicación que «el principal reto es eliminar el estigma que el juego online tiene en España, a pesar de haber logrado hacerse un hueco importante en el sector e-commerce, alcanzando la quinta posición del ranking de las ramas con más actividad por volumen de negocio y número de transacciones».

En el informe también aparece la opinión de Esther Martín-Ortega. La manager de asuntos públicos de la empresa BetFair señala que entre los principales problemas del sector, está la elevada carga fiscal, que se sitúa entre las mayores de todo el continente europeo. Considera esencial encaminarse hacia la deseada liquidez internacional, algo que «marcaría la diferencia en términos de crecimiento de mercado en España».

En la misma línea se sitúa Pedro Extremera, director de ventas de Playtech, quién subraya los problemas de competitividad que padece la oferta de juego online en el país, principalmente por dos cuestiones: la excesiva fiscalidad y la imposibilidad de compensar el impacto del Impuesto del Valor Añadido, el IVA, uno de los más altos en Europa.

Es algo en lo que también incide Rubén Iglesias, de Apuestas.com, que cree absolutamente necesario reducir los impuestos. Sin esa rebaja impositiva»es imposible que existan tantos operadores, tendrá que haber irremediablemente fusiones o muchos tendrán que cerrar porque no hay sitio para todos» manifiesta.

Muchos son los que indican que el el gobierno cometió fallos al redactar la nueva ley, consecuencia, a buen seguro, del desconocimiento del sector. Uno de los más críticos es Simón Muñoz, responsable de Educapoker. En el informe apunta que la «reducción artificial de la oferta, unida al alto nivel impositivo sobre el juego, ha expulsado del mercado a la gran mayoría de jugadores, que ahora tributan en otras jurisdicciones, como el Reino Unido, o bien directamente al mercado negro jugando a través de VPNs, ante la pasividad del regulador».

Son dos asuntos sobre los que hemos hablado en este blog con anterioridad, el jugador de poker online en España, cuando llega a un determinado nivel, debe plantearse tomar uno de estos dos caminos, o se marcha del país, a un lugar donde la regulación sea más benevolente con el jugador, o bien recurre a la ilegalidad de jugar con IP falsa a través de VPNs. El fundador de la web de aprendizaje de poker por excelencia en España señala que «en un marco de crecimiento de dos cifras porcentuales del juego online en España en el último año, el póker ha perdido ingresos» y añade que «las cifras corroboran que el marco legislativo del juego online no es adecuado para el póker, un juego que a diferencia de lo que ocurre en apuestas y casinos, es dependiente de la liquidez del sistema, el número de jugadores que componen la oferta, la cual está cerrada artificialmente para el mercado español».

Aquí hay que hacer una parada y según se desprende del informe, conviene recordar al constante éxodo de jugadores, que se ven forzados a abandonar España en busca de países con mejores regulaciones de juego online. No hace falta más que ver los datos de tráfico de los operadores para darse cuenta que mes a mes se produce una emigración de los mejores jugadores, mientras, en la modalidad presencial, el número de inscritos no deja de crecer. Tanto el éxodo como el recurrir a los canales ilegales suponen millones de euros que las arcas del estado dejan de ingresar.

El informe termina con una conclusión de Cristina García, directora de relaciones institucionales de Zitro: «Está en la mano de la DGOJ el mejorar la actividad, bien por la vía de permitir mayores posibilidades al juego, por conceder la deseada liquidez internacional a los juegos necesitados de la misma, y también por la vía de una rebaja impositiva, que por otro lado está siendo reclamada por todo el sector, como elemento necesario invertir su actual apalancamiento».

Por tanto el barómetro puesto en marcha por JDIGITAL concluye que se han puesto los cimientos para regular la actividad en España, algo que antes de la ley estaba lastrada por la falta de seguridad jurídica y confianza. Ahora llega el momento de actualizar la norma y hacerla más efectiva, algo que se podría lograr con una tributación normal y la tan esperada liquidez internacional. Como señalan algunos de los jugadores de poker online consultados «no hace falta inventar nada, sino copiar el modelo que ya funciona en otros países».

Fuente: ElEconomista.es