Pages Navigation Menu

Todo sobre el sector del juego online en España

Cadenas y emisoras ven «ineficaz» limitar la publicidad del juego online

Cadenas y emisoras ven «ineficaz» limitar la publicidad del juego online

El anuncio del «amplio» real decreto que prepara el Ministerio de Consumo para restringir la publicidad del juego online en radio y televisión y confinarla a la franja de 1.00 a 5.00 de la madrugada ha movilizado a un sector que se mueve entre la «cautela» de los anunciantes y el «castigo» que prevén cadenas y emisoras comerciales. Los representantes de medios audiovisuales y organizaciones relacionadas con el juego se han reunido esta semana con el ministro Alberto Garzón para intercambiar impresiones sobre la nueva regulación. No es de extrañar la movilización del sector: la inversión en publicidad de juegos y apuestas fue de algo más de 120 millones de euros en 2018, casi la mitad en apuestas en internet (44%) y casinos online (3%), según datos de Infoadex. Por medios, la televisión se lleva gran parte del pastel, unos 60,5 millones de euros (poco más del 50%) y la radio 34,6 millones (29%). En 2019, a juzgar por los datos del primer semestre, esta inversión crecerá.

Contra las «asimetrías»

«Esta medida es desproporcionada, ineficaz e innecesaria», afirman fuentes de la Unión de Televisiones Comerciales en Abierto (Uteca). «No ha tenido en cuenta que el pasado 15 de enero entró en vigor un Código de Conducta de Autocontrol de la Publicidad, suscrito voluntariamente por las cadenas privadas, que establece condiciones muy estrictas para este tipo de anuncios, con mensajes de “juego responsable” y protección de los menores, además de limitación de los bonos durante las retransmisiones deportivas», añaden.

Las quejas de las televisiones comerciales se centran también en las «asimetrías regulatorias». «Uteca espera que el Ejecutivo iguale las obligaciones entre las cadenas en abierto tradicionales y los nuevos operadores de internet en relación con la publicidad, la inversión en obras europeas, la financiación de RTVE y la protección al menor». La petición se extiende a las cadenas de pago y los operadores digitales, tanto las plataformas de cine y series (OTT) como las que sirven para compartir vídeos y las redes sociales. No lo citan, pero tienen en el centro de la diana a Google y Youtube, donde la publicidad de juego y de otros productos es abundante, sin las limitaciones que deben cumplir las cadenas tradicionales. Las asimetrías actuales, denuncian son propias «de los tiempos en los que no había más opciones para los usuarios».

Por su parte, la Asociación Española de Radios Comerciales (Aerc) recuerda que en la inversión del juego es «importante», y adelantan que esta medida, tal y como se ha anunciado, «va a castigar a la publicidad de la radio y se va a ir a internet, lo cual es otro error».

«La radio no es la televisión. En los programas deportivos, tanto en los nocturnos como en los vespertinos, la audiencia infantil (14-17 años) representa el 1%. La media de edad de estos espacios es de 52 años. Esta regulación no tiene sentido, porque de madrugada no hay publicidad en radio. El audiovisual ya tiene espacios de protección especial que cumplimos rigurosamente», subraya un portavoz de la asociación. «Nosotros nos ofrecemos para ayudar a sensibilizar a la sociedad acerca de los riesgos del juego y hemos ofrecido algunas medidas al respecto. Aceptaríamos algunas limitaciones, como el hecho de que los presentadores no prescriban la publicidad e identificar claramente los mensajes comerciales», puntualiza.

«Me gustará ver la regulación del digital», deslizan desde la Aerc en relación a un medio cuya ordenación en esta materia queda en el aire y donde además se concentra gran parte de la actividad del juego.

Los consumidores piden más

La Asociación Española de Juego Digital (Jdigital) pide que «no se planteen escenarios de prohibición total o de facto de la publicidad, por la ineficacia y posibles efectos negativos que podría tener en el mercado español». El principal argumento de estas empresas es que el sector digital ejerce «como aislante de la oferta ilegal existente». Italia, recuerdan, tomó medidas similares y no redujo ni la recaudación ni el número de jugadores. «Al contrario, han aumentado y no siempre en canales legales», destaca Jdigital.

En cuanto al sector publicitario, desde la Asociación Española de Anunciantes (Aea) defienden el principio de la proporcionalidad. «La actividad del juego está permitida, aunque con restricciones, y la publicidad, para su desarrollo, debe adaptarse en la misma proporción sin que se perjudique a colectivos de riesgo», indica a ABC Lidia Sanz, directora general de la Aea. «Igualmente, siempre es positivo abogar por el desarrollo de Códigos de Autorregulación», añade. «Nuestra impresión es que los anunciantes del sector están de acuerdo en que exista una regulación y se cumpla. Hay que encontrar cuál es la adecuada», afirma a ABC Rafael Urbano, CEO de Ymedia Vizeum.

Los que sí celebran la norma son los consumidores. «Llevamos años pidiendo que se desarrolle la ley 13/2011. Si los contenidos de juego solo se pueden emitir de madrugada parece lógico que su publicidad también se restrinja a esa franja», explican desde la AUC (Asociación de Usuarios de la Comunicación). «También hay que evitar que salgan personajes conocidos y prohibir los bonos de premio. Hay que tratar el juego como a cualquier otro producto cuyo uso abusivo puede generar problemas de salud».