Pages Navigation Menu

Todo sobre el sector del juego online en España

Chile no avanza en la regularización del juego online

Chile no avanza en la regularización del juego online

Los juegos de azar y casinos son una de las pocas industrias que han logrado sobrevivir intactas al devastador azote de la pandemia, consolidándose como una de las más lucrativas del mundo. Por más que las puertas de los casinos hayan estado cerradas por largos meses, este sector se las ha arreglado para mover sus operaciones a plataformas de juego online.

Varios países de Latinoamérica, como Colombia, Brasil y Argentina, han dado varios pasos adelante en la regularización y legalización plena de los casinos online. Sin embargo, lamentablemente Chile se ha quedado muy atrás de sus vecinos. La actual Ley Nº 19.995 o “Ley de Casinos” tan solo regula y autoriza a operar a los casinos físicos, dejando a las apuestas por internet en un limbo legal, que solo permite jugar a los usuarios en sitios web jurídicamente residenciados en otros países.

Desde la creación de la Superintendencia de Casino de Juego en 2005, se viene planteando en Chile la necesidad política y financiera de regular los casinos online, sin mucho éxito pese a que existe un aparente interés al respecto por parte del actual gobierno.

¿Qué intentos se han hecho de regularizar el juego online?
Hace ya varios años, en 2013, durante el primer gobierno del presidente Piñera, se presentó un proyecto de ley en el Congreso con el propósito de regular y hacer tributar los sitios de apuestas online, incorporando una nueva norma al inciso tercero del artículo 5 de la Ley de Casinos. De esa forma se implementarían normas generales sobre los casinos online en torno a las ideas de juego responsable y de garantizar la seguridad física, mental y financiera de los usuarios.

Aun así, el proyecto de ley lleva ya varios años durmiendo el sueño de los justos en algún cajón, hasta que la situación económica o la presión ciudadana la saquen de nuevo a la luz pública.

Situación actual
Por el momento, la Superintendencia de Casinos de Juego no ha realizado ningún avance real en materia de casinos online, pese a que se rumoreó que tenía un interés serio por iniciar su regularización. Lo que sí ha trascendido son declaraciones al Diario Financiero de la actual Superintendente, Vivien Villagrán, donde afirmó que la SCJ está trabajando en un marco legal que no se quede obsoleto a corto plazo. Villagrán aseguró que se está estudiando si abrir la puerta al juego online solo para los actuales concesionarios de casinos, o abrir una licitación de mercado para todos los posibles competidores interesados, eliminando los incentivos a que los casinos actuales continúen en la clandestinidad.

Sobre el tema fiscal, el ex Superintendente de Casinos de Juego, Francisco Leiva, ha afirmado que el Estado chileno podría llegar a recaudar 100 millones de dólares anuales, como mínimo, en caso de hacer tributar efectivamente a la industria del juego online, dependiendo de cuál sea la tasa fiscal a cobrar.

Queda en manos del Congreso y del gobierno resolver definitivamente un limbo legal que no puede continuar y solo sirve para que los casinos online operen hoy de forma clandestina y por fuera de la ley.